DestacadosRegional

Comité Ambiental Comunal rechazó postura de concejales de no extender la zona de resguardo del Humedal

Organizaciones civiles enfatizaron la importancia de impedir la construcción de proyectos inmobiliarios en la zona.

Distintas organizaciones medioambientales, agrupadas en el Comité Ambiental Comunal, rechazaron la postura adoptada por parte del Concejo Municipal ante su negativa por aumentar la zona de resguardo del Humedal Río Lluta hacia el sur de La Ponderosa, lugar en el que es prevista la construcción de un proyecto inmobiliario.

La decisión está enmarcada dentro de la discusión del Plan Regulador Comunal, que puso sobre la palestra 17 materias para ser consultadas a la ciudadanía por considerar afectaciones dentro de la comuna, las que a posterior fueron evaluadas por el Concejo. Entre estas, se encuentra la extensión del Humedal al transformar más de 800 hectáreas como Zona Especial de Parque Natural.

El ente argumentó que los humedales del mundo, en especial los costeros como el de Arica, son considerados “espacios de irremplazable valor patrimonial, para la vida humana y principal mitigadores de cambio climático en el planeta”.

Al respecto, el alcalde Gerardo Espíndola lamentó la votación ocurrida en la sesión extraordinaria del miércoles, dado que el acuerdo adoptado en 2019 contaba con una amplia aprobación de la mesa edilicia, apoyo que este miércoles se perdió ante la votación negativa de cinco concejales.

“Es lamentable lo que ocurrió ayer en el Concejo Municipal. Cuando se votó la primera vez la protección del Humedal en su totalidad, era una esperanza de que, por primera vez en Chile, un Plan Regulador adataba una ciudad en respeto y armonía con el medio ambiente. Tras la votación que vimos ayer, lamentablemente nos encontramos con personas que dieron vuelta esta mirada y hacen que el Humedal se restrinja a su mínima expresión y que termine muriendo ante la presión inmobiliaria”.

Por su parte, el constituyente y ex presidente del Comité Ambiental Comunal, Jorge Abarca, explicó que “no podemos darnos el lujo de perder un Humedal, en el mundo no podemos darnos ese lujo y estamos todos sintonizados para que se recupere. No podemos cambiar un Humedal como este por un desarrollo aparentemente inmobiliario. Hemos dejado muy claro que nuestra posición respecto a las votaciones negativas que observamos de unos concejales, es un perjuicio real y directo no solamente al ecosistema, sino que a toda la ciudadanía de Arica”.

Sí hacia el norte, no hacia el sur

El Humedal del Río Lluta está considerado entre los más importantes de Chile, según el Plan Nacional de Protección de Humedales, en la categoría de Monumento Nacional. Según señalaron desde el Comité Ambiental Comunal, el espacio considera 500 hectáreas, que antiguamente iniciaban en el sector de Las Chimbas y se extendían hasta el límite norte, siendo hoy confinado a sólo 30 hectáreas.

El Concejo Municipal puso sobre la mesa dos materias de extensión del Humedal. La primera de ellas, que fue aprobada por amplia mayoría, dejará la zona de resguardo en 511 hectáreas, aumentando el radio de protección hacia el norte desde La Ponderosa. La segunda, que no sumó el apoyo necesario, aumenta aún más el radio al sumar 295 hectáreas hacia el sur de La Ponderosa hasta calle Eilatt, impidiendo todo tipo de construcción en un terreno de más de 800 hectáreas.

Albert Neira, biólogo marino de la ONG “Tortugas Marinas Arica”, indicó que “el Humedal es lo que está quedando, porque antes era grandioso. A diferencia de otras ciudades, aquí hay una visión muy sesgada sobre tener carreteras o un mall como en otras ciudades, por sobre nuestro patrimonio e identidad. No vulneramos nuestro patrimonio y diferencia con otras ciudades, porque el Humedal es algo invaluable que tenemos que proteger”.

Por su parte, Roberto Torres de la fundación “Arica Activa”, comentó que “el municipio hace un par de años hizo una consulta ciudadana en la que el 96 por ciento de la gente dijo que había que proteger el Humedal. Hasta ahora eso había pasado también en el Concejo, pero ayer vimos que hubo un cambio de postura de algunos concejales, votando en bloque para restituir la primera propuesta que es, básicamente, hacer edificios de 22 pisos. Eso no es sustentable”.

Finalmente, Natalia Urrutia, vicepresidenta Comité Ambiental Comunal de Arica y directora de la ONG “Terra Norte”, expresó que “la verdad es que nuestra postura nos enfrasca en rabia, impotencia y tristeza por toda la lucha que hemos dado como Comité Ambiental, esperando que los concejales estuvieran de acuerdo con proteger el Humedal. Ellos hablan hoy y trata de convencer a la comunidad de que aprobaron la protección del Humedal, cuando eso corresponde hacia el sector norte pero no hacia el sur”.

Anuncios

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba