Deportes

San Marcos inició la liguilla con un empate ante Iberia de visita y se mantuvo en la cima de la tabla

Comenzó la recta final de la Segunda División del Fútbol Chileno, la liguilla de los equipos que luchan por el ascenso a Primera B.

En el primer partido, los bravos enfrentaron al equipo azulgrana de Iberia e igualaron en un complicado partido en el estadio Municipal de Los Ángeles.

Pese a haber sumado de visita, los celestes quedaron un gusto amargo, con un empate casi con sabor a derrota, y que hasta el minuto 92 se quedaban con el triunfo, pero un impecable tiro libre del rival igualó las cosas cuando el partido ya se iba.

El inicio fue auspicioso para San Marcos, ya que en el minuto 14 y luego de un tiro de esquina de Renato González, toma la pelota Camilo Melivilú en área chica y de taco marca el primer gol del partido.

Luego de encontrar la ventaja, los dirigidos de Felipe Cornejo manejaron bien la pelota, los tiempos y jugaban mejor que los locales.

En un rápido contra ataque por derecha en el minuto 40, Fernando Quiroz desbordó y dio pase hacia atrás, encontrando bien perfilado a Arnaldo Castillo que con un fuerte disparó anotó el empate para los iberianos.

Cuando el primer tiempo se iba, otro tiro de esquina de Renato González terminó al fondo del arco rival, esta vez el uruguayo Robert González anticipó a todos y con un cabezazo marcó el gol del desnivel a favor de los ariqueños.

En la segunda etapa, San Marcos siguió jugando mejor que en los partidos anteriores, pero los locales no se quedaban atrás. Tras un cambio de esquema del técnico Jorge Contreras, el equipo de la octava región mejoró bastante y de a poco se fue acercando al pórtico de Nery Veloso.

Se jugaba el minuto 80 y Patricio Troncoso agredió a Mauro Lopes, por lo que fue expulsado del partido.

Cuando se jugaba el segundo minuto adicional, Alex Diaz se mandó un golazo de tiro libre, con ejecución impecable que dejó sin ninguna opción al meta Nery Veloso, un empate amargo cuando el partido ya se iba.

Un minuto después y luego de un ataque de San Marcos, Renato González llega tarde a disputar el balón frente al arquero, lo logra pasar a llevar, pero de forma leve. El portero Gustavo Merino comenzó a moverse como si estuviese convulsionando y al ver la supuesta gravedad del meta, el árbitro decidió expulsar al volante creativo del bravo. Cuando Renato abandonaba la cancha, triste por lo sucedido, el guardavalla se paró de forma normal y continuó en el partido, pese a que tenía preocupados a todos y tenía a la ambulancia cerca, lista para llevárselo, un montaje bien hecho por parte del iberiano, que logró engañar completamente al árbitro Víctor Abarzúa.

Tras este amargo empate, San Marcos continúa la segunda fecha de la liguilla la próxima semana de local ante Deportes Vallenar, el domingo 15 de septiembre a las 16 horas en el estadio Carlos Dittborn.

Luego de terminada la primera fecha de la liguilla de ascenso, San Marcos quedó en el primer lugar con 7 puntos, seguido de cerca por General Velasquez y Colchagua que tienen 6 unidades.

Anuncios

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba