Share

El intenso trabajo de persecución penal contra el narcotráfico, llevado a cabo por la Fiscalía local junto a las unidades especializadas de la PDI y Carabineros, ha permitido, en el contexto de la emergencia sanitaria, desarticular diversas organizaciones criminales, dejando un total de 23 personas en prisión preventiva, con más de 120 kilos de droga incautada.

Así, la Fiscalía junto a la Brigada Antinarcóticos y contra el Crimen Organizado de la PDI y la sección OS-7 de Carabineros, ha dirigido varias indagatorias de meses de duración, las cuales han culminado en el contexto de la actual pandemia, con la detención 17 extranjeros, entre ciudadanos venezolanos, bolivianos y peruanos, y 6 chilenos. Asimismo, se ha incautado 126 kilos de droga, entre clorhidrato de cocaína, pasta base y cannabis sativa, y armas de fuego y munición.

“El trabajo de persecución penal de esta Fiscalía no se detiene. Por el contrario, la persecución penal se intensifica en el contexto de la pandemia que nos afecta, entendiendo que existe mayor gravedad en la comisión de delitos en este contexto de emergencia sanitaria. Y el mejor ejemplo de ello es este resultado que da cuenta del trabajo liderado por los Fiscales antinarcóticos en conjunto con las policías que han permitido desarticular varios grupos organizados dedicados al narcotráfico”, sostuvo la Fiscal Regional, Javiera López.

Entre las indagatorias se destaca una trabajada junto a la PDI, que permitió detener en dos procedimientos a 11 imputados (9 de ellos extranjeros) e incautar 53 kilos de droga, así como otra investigación que culminó con 3 detenidos y 45 kilos de cocaína.

Otro procedimiento, trabajado junto a Carabineros, culminó con la detención de 6 extranjeros y cerca de 20 kilos de cannabis sativa.

En todas estas indagatorias, se estableció que la droga era ingresada a nuestro país por sujetos con la modalidad de “burreros”, a través de pasos fronterizos no habilitados.

Comments are closed.